"Yo no estoy de acuerdo con lo que usted dice, pero me pelearía para que usted pudiera decirlo." Voltaire.
"Cuando la vida te presente razones para llorar,
demuéstrale que tienes mil y una razones para reír."

viernes, 19 de octubre de 2007

Casa rural

El último fin de semana de septiembre estuve con un grupo de amigos, muchos compis de trabajo, en una casa rural. En total éramos nueve. La primera idea que teníamos era no movernos de Madrid, elegir una casa en la sierra y tener cerca la montaña y la posibilidad de hacer excursiones si nos apetecía a sitios cercanos. Me encargué de contactar con la casa rural y fue cuando me di cuenta de lo solicitadas que están. Casi todas estaban alquiladas ya y hasta dos meses después no había posibilidad de encontrar fecha para alquilarla. Al final ampliamos el círculo de búsqueda y acabamos alquilando una en Ávila. La casa estaba bien: planta alta, planta baja y sótano. La decoración de la casa me encantó. Hay algunas cosas que habría cambiado. Hubiera preferido, por ejemplo, que en las habitaciones en las que había cama de matrimonio hubiera habido camas separadas ya que no íbamos en plan parejas. También eché en falta una barbacoa que da mucho juego a la hora de hacer la comida. El pueblo tenía zona de senderismo por montaña cero. Plana, plana era la zona. Lo positivo en este aspecto fue el castillo con el que contaba. Era un castillo que estaba medio apuntalado porque se estaba cayendo pero podíamos meternos por todas las salas, por todas las escaleras, por todos los sitios y así nos pasamos toda una tarde inspeccionando el castillo de arriba a abajo.
La convivencia muy bien y los juegos lo mejor. Yo me lo pasé genial. Reconozco que era la primera vez que hacía una escapada de este tipo y me gustaría volver porque me faltaron por hacer muchas cosas y el shock de la novedad me dejaba parada en muchas ocasiones. Pero será en la primavera cuando volvamos a hablar de casa rural.

No hay comentarios: